MUGAK 2019: Un debate necesario para mejorar la calidad de vida

Iñaki Arriola, consejero de Medio Ambiente, Planificación Territorial y Vivienda,y Pedro Astigarraga, comisario de la Bienal MUGAK en la presentación de la edición 2019

Cuanto mejores sean la arquitectura y el urbanismo, mejores serán las ciudades y la calidad de vida de las personas. En un momento en el que se agudiza el éxodo rural hacia las ciudades, resulta necesario abordar el papel de la arquitectura con la ciudadanía. Es el mayor reto de la Bienal Internacional de Arquitectura de Euskadi MUGAK, que acaba de terminar su segunda edición organizada por el Departamento de Medio Ambiente, Planificación Territorial y Vivienda del Gobierno Vasco,  después de tres meses de actividades.

El reto y el debate han llegado de la mano de un intenso programa de acciones en las tres capitales vascas que han abordado cuestiones como la vivienda mínima, cómo influye la arquitectura en la igualdad de género, qué ciudades necesitamos ante la nueva sociedad y los procesos de envejecimiento poblacional, qué impacto tienen las fronteras o qué pasos es preciso dar desde esta disciplina para responder a la emergencia climática.

Nakagin 1:1, una réplica a escala real de una cápsula habitacional de la Torre Nakagin en Japón, instalada en San Sebastián durante la Bienal MUGAK

Desde gabineteseis, al igual que en la primera Bienal, hemos tratado de amplificar el debate impulsando la comunicación integral de MUGAK, tanto a través de sus redes sociales como gestionando la relación con los medios de comunicación, la extensa página web y las campañas de emaling.

Se ha tratado del año de la consolidación de MUGAK, una marca que ya es reconocida entre la ciudadanía y las instituciones vascas y un evento que ha registrado un importante incremento de la afluencia de público a las exposiciones, conferencias –con ponentes de la talla de los ‘pritzker’ Rafael Moneo o Álvaro Siza y con figuras de la arquitectura emergente como Sandra Barclay, Tatiana Bilbao o Stephen Bates-, talleres, proyecciones y hasta conciertos y presentaciones de libros.

El arquitecto Rafael Moneo, durante su intervención en el Kursaal

Asimismo, se ha dado un fuerte impulso a la Semana de las Escuelas gracias al trabajo de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la UPV/EHU y su director, Juanjo Arrizabalaga, iniciativa que ha atraído a 600 estudiantes de diferentes universidades nacionales y europeas a San Sebastián.

Más de 45.000 personas han respondido a la llamada a participar en las actividades de esta edición, que ha vuelto a poner a la ciudadanía en el foco de la arquitectura, buscando para ello las fronteras entre esta disciplina y otras como el arte, y sin rehuir la crítica, con iniciativas como la instalación de las escaleras que personas migrantes subsaharianas construyeron para saltar las fronteras con Melilla o la réplica de una vivienda de 10 metros cuadrados para reflexionar sobre la vivienda mínima.  

La ‘Semana de las Escuelas’ congregó en Donostia a cerca de 600 estudiantes de siete escuelas de arquitectura y 28 nacionalidades

Ha sido una vez más un reto coordinar la comunicación con una treintena de entidades colaboradoras muy distintas entre sí, así como con tres niveles institucionales, un objetivo que se ha logrado gracias a la buena disposición de los interlocutores, tanto aquellos con los que recorrimos la primera edición de MUGAK como con aquellas nuevas y valiosas incorporaciones de 2019.

Con una nueva sede central como telón de fondo, el Instituto de Arquitectura de Euskadi en San Sebastián, pero con múltiples iniciativas en Vitoria y Bilbao, MUGAK ha llegado con nuevos colaboradores a muchas más personas, bajo la batuta del comisario de estas dos primeras ediciones, Pedro Astigarraga, y la coordinación de Montaña Clara (Ángela Zozaya), sin cuya determinación la primera gran exposición de producción propia de MUGAK, ‘Diseño de sistemas: la escuela de Ulm y la compañía Braun’ no hubiese sido una realidad.

A todos ellos, al empeño de Pablo García Astrain, director de Vivienda y Arquitectura del Gobierno Vasco, y a todo su equipo, y a las decenas de personas que han colaborado día a día con la Bienal, gracias por una nueva edición de este “festival de la arquitectura, el arte y la cultura”, como lo define su comisario.

Ania Elorza Saez

Consultora gabineteseis

Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *